Cartel de Sinaloa

Se incendia el Cártel de Sinaloa

febrero 25, 2017 // 0 Comentarios


Lucha entre narcos, diez años desatada. La sociedad en medio. El Guano vs. los Chapitos


Ocupados como nunca antes con las insensateces de Donald Trump, hemos dejado de lado el reportar la lucha intestina entre narcotraficantes que azota nuestro país desde hace una década.

La víspera, desde Culiacán, Sinaloa, el titular de la Secretaria de la Defensa Nacional, General Salvador Cienfuegos, confirmó que el Cártel de Sinaloa pelea el mando de la organización, y asegura que los hechos violentos recientes que se han registrado en la entidad son un problema entre ellos.

Y aunque el General tiene razón, se le olvida que en medio de esas agresiones está la ciudadanía. Estos grupos delincuenciales no se matan entre sí en lugares alejados sino en zonas urbanas y concurridas. Pero pongámonos al día de lo que pasa al interior del aún considerado cartel más poderoso del país para entender mejor lo que en las próximas semanas sucederá.

La guerra que se vive en Sinaloa tuvo su origen porque Aureliano Guzmán Loera, “El Guano”, hermano de Joaquín “El Chapo” Guzmán, y los hijos de éste ultimo, rompieron acuerdos, levantaron narcos y pretendieron tomar el control del cártel que aún encabeza Ismael “El Mayo” Zambada.

Según los análisis del Gobierno Federal, no es creíble la versión de los hijos de “El Chapo”, quienes  a través de una carta manifestaron que Dámaso López, “El Licenciado”, ex jefe de sicarios de “El Chapo”, y quien ayudó a escapar al capo del penal de Puente Grande, en Jalisco, en 2001, haya pretendido atentar contra “El Mayo”.

Se sabe que “El Licenciado” es incondicional de “El Mayo” y solo actúa bajo sus órdenes; la versión más creíble hasta el momento es que “El Licenciado” y su hijo, “El Mini Lic”, están en una abierta disputa y buscan acabar con “El Guano” y los hijos de “El Chapo”, pleito en el que no ha intervenido, aún, Zambada.

Hace unos años Dámaso y su hijo del mismo nombre, se aliaron con César Carrillo, hijo del extinto líder del Cártel de Juárez, Amado Carrillo, “El Señor de los Cielos”, familia, ésta última, a la que “El Chapo” comenzó a matar desde hace años por rencillas con Vicente Carrillo, “El Viceroy”.

La guerra contra “El Guano” y “Los Chapitos” se da en varios frentes; por un lado confrontan al cártel de los “Beltrán Leyva” liderados por Fausto Isidro Meza, “El Chapo Isidro”, y por el otro a “Los Dámasos” que controlan varios grupos, entre ellos, “Los Montana”. Mientras que “Los Chapitos” tienen sus células, como “Los Chimalis”, encabezados por Ivan Guzmán Salazar, “El Chapito”.

Versiones aseguran que “El Guano” comenzó a cobrar el derecho de piso, no solo en diversas localidades de Sinaloa, sino también en la sierra, además de extorsionar, pretendiendo tomar el control del estado y otras zonas del país, lo que provocó el rompimiento.

Y por increíble que parezca, una fuente al interior del gabinete de seguridad nos dice que aunque hay preocupación por lo que pasa en Sinaloa, no amerita prender focos rojos ya que la violencia que se ha presentado, y se avecina, durará en lo que se define la cabeza del Cártel de Sinaloa. Algo interno y sin importancia pues.

CDS, LA VIEJA ESCUELA DEL CHAPO GUZMAN, SECUESTRO? Al señor nunca le gustó meterse en esas fregaderas

febrero 24, 2017 // 0 Comentarios

Según las cifras oficiales, durante el año 2015 hubo la alarmante cantidad de 327 secuestros en el estado de Tamaulipas, plaza controlada por el temible grupo de los Z y ahora en disputa por el cártel del Golfo. 187 secuestros en el Estado de México y 116 en Veracruz. En contraste en el Estado de Sinaloa solo hubo 6 durante el mismo periodo.

Tal parece que el cártel de Sinaloa aún continúa con los usos y costumbres de la vieja escuela y sigue enfocando toda su poderosa maquinaria en el negocio de las drogas, o por lo menos así era hasta el 2016 cuando los secuestros y extorsiones empezaron a despuntar. 

De 6 secuestros que se registraron durante todo el 2015,  ya para el 2016 estaba cerrando el año con 17. Si bien, no se compara con las cifras alcanzadas en el estado de Tamaulipas, si podemos observar que este delito se triplicó en tan solo un año y estaríamos hablando de un alarmante e inédito aumento en el número de plagios en el estado de Sinaloa.

Un miembro del CDS entrevistado por este reportero y que asegura trabaja para Aureliano “El Guano” Guzmán indica que Joaquín “El Chapo” Guzmán, tenía prohibidos los secuestros. “Al señor nunca le gustó meterse en esas fregaderas, el decía que lo suyo era el negocio, no andar chingando gente” dijo. 

Pero las cosas cambiaron una vez detenido  “El Chapo”. El Lic Dámaso tomó control del narcomenudeo en Culiacan, Navolato y El Dorado. Después se alió con los acérrimos enemigos de su compadre y junto con César Carrillo le entró al negocio de los secuestros y extorsiones. 

Esto explica el por qué el aumento en un 183% en el número de plagios ocurridos en el estado, dijo una fuente consultada, información corroborada por la misma PGR, la cual indica que según los interrogatorios realizados a individuos detenidos por la Policía Federal, durante operativos antisecuestro de esta misma corporación, estos afirmaron formar parte de una célula criminal liderada por “El Montana”  brazo armado de Damaso Lopez. 

Tal parece que los cimientos de la vieja escuela del cártel de Sinaloa, no eran tan fuertes como se pensaba y están tambaleantes ante la nueva embestida realizada por parte del “Lic. Damaso”. 

De esta informacion surge la siguiente interrogante. Si Damaso llegase a tomar el poder del cártel, Sinaloa podría llegar a convertirse en un nuevo Tamaulipas? 

Cárteles contra los Dámasos, "van con todo y por todo en contra de Dámaso”

febrero 24, 2017 // 0 Comentarios

Resultado de imagen para DámasoLuego de la muerte del“Javier” en Culiacán, Sinaloa, la guerra arrecia entre los grupos de Édgar Arce Molina “El Zopilote”, ex agente ministerial y brazo armado para la célula de “Los Dámaso”; y Ramón Guerrero de la Rocha “El Güero Plaza”, líder de “La Barredora”, ligada al CJNG 


“Desde la caída del ‘Javier’ en Culiacán se veía venir una crisis. Con la muerte de ‘La Muñeca’ todo pintaba para mal en Los Cabos, ahora con lo inestable en Sinaloa y lo que vemos entre ‘Los Dámaso’ y ‘Chapos’, es un desastre, pero sí nos queda claro: van con todo y por todo en contra de Dámaso”, es la advertencia de un miembro del Grupo de Coordinación de Seguridad Pública. 

La referencia es sobre Ranulfo Portillo López “La Muñeca”, presunto ex líder de plaza en Los Cabos y ejecutado en Culiacán, Sinaloa, el 29 de agosto de 2015 y su sucesor, Guadalupe Acosta López “El Javier”, también asesinado el 8 de julio de 2016 en la colonia Las Quintas en Culiacán. 

Con estos dos hechos se estima la presencia de células en una plaza dividida, de las cuales destacan Édgar Arce Molina “El Zopilote” o “El Mocho”, ex agente ministerial y brazo armado para la célula de “Los Dámaso”; y Ramón Guerrero de la Rocha “El Güero Plaza”, líder de “La Barredora”, al cual se ha ligado al Cartel Jalisco Nueva Generación (CJNG). 

La guerra está dictada en las rencillas internas del Cártel de Sinaloa, los herederos de Joaquín “El Chapo” Guzmán Loera, extraditado a Estados Unidos el 19 de enero del presente año, dejando un gran vacío para las fuerzas sinaloenses, pero un espacio que trató de ser aprovechado por el mejor postor. 

Muchos mencionaban que desde que “El Chapo” se encontraba interno en el Centro Federal de Readaptación Social (CEFERESO) Número 9 de Ciudad Juárez, Chihuahua, el cuento se había acabado, ante la fuerte presencia de células de Dámaso López “El Licenciado” en Baja California Sur. 

El 31 de julio de 2014, meses después de que Guzmán Loera fuera recapturado, inició la purga de células del crimen organizado en el Estado. 

A mitad del mes de enero la Célula de Los Damaso se vio debilitada con la detención de 14 miembros que operaban en La Paz, Los Cabos, Loreto y Comondú 
“Lo principal inició en La Paz, con la ejecución de Esteban Espinoza Velázquez ‘El Pantera’, escolta del capo Dámaso López Serrano ‘El Mini Lic’, desde ahí se vino fuerte en la capital con más de 260 muertes, hasta que se fue a Los Cabos, allá está peleada porque quedó una de las zonas de mayor control de Dámaso, digamos la mayor resistencia que estimaba”, recordó la fuente consultada por ZETA. 
Y es que desde que la guerra fue iniciada en Los Cabos, los primeros en actuar fueron los de “La Barredora” en busca de erradicar la resistencia, ya que “Los Dámaso” o “Los Javieres” fueron identificados como “los que controlan la zona de San José del Cabo, pero éstos (CJNG-La Barredora) se metieron y pusieron su gente para tener un control, digamos absoluto, lo que no creyeron es que Sinaloa estaba armado, pero aquí eso no es lo interesante: lo que nos preocupa es que en cierta medida se aliaron para sacar a ‘Los Dámaso’”, abundó el entrevistado. 

De acuerdo a los mapas elaborados por fuerzas armadas, la caída de Luis Antonio Montoya Beltrán “El Montoya”, “Don Carlos” o “El Artista”, ocurrida el 5 de mayo de 2016 en la colonia Arboledas en La Paz, así como la fuerza de ataque de las Fuerzas Especiales Dámaso (FED, como se hacían llamar) obligó a los grupos rivales, en ese caso a “Los Mayitos” -denominados así por servir a los intereses de Ismael “El Mayo” Zambada-, fueron netamente a aliarse con la llegada de un nuevo cártel: Jalisco Nueva Generación. 

Del mismo modo sucedió con Rolando González Moreno “El Compadrón”, quien fuera detenido por las fuerzas militares a finales de enero de 2015 en la colonia Garzas Agrícolas en La Paz, quien tras su caída desmembró a “Los Mayitos”, quienes quedaron en manos del “Montoya”, el cual ya era visible para los contras. Erasmo Palemon Alamilla Villeda, Procurador General de Justicia en BCS, preocupado por la serie de presuntos vinculos y acusaciones en su contra 

Con el transcurso del tiempo la guerra tomó un perfil, el CJNG ya estaba inmiscuido entre las artillerías sinaloenses carentes de una cabeza, “alianza estratégica emanada desde la cabeza para proteger los principales destinos turísticos de gran importancia para las células criminales del ‘Mayo’ Zambada y Nemesio Oseguera a finales de 2015, con eso se dio luz verde a la entrada directa de Jalisco”, aseguró un miembro de inteligencia militar. 

Una vez con cierto control por parte de “Los Dámaso” y su líder Melissa Margarita Calderón Ojeda “La China”, empezó la cacería de las fuerzas del orden para dar en cierta medida una tranquilidad prometida por el gobierno de Carlos Mendoza Davis. 

Calderón fue aprehendida en el Aeropuerto de Cabo San Lucas el 19 de septiembre de 2015, ese momento, que era el más alto de “Los Dámaso”, fue extinguido para el terror que tenían sembrado en La Paz, capital de Baja California Sur.


 “La China” iba huyendo de los sicarios, “ya era un blanco visible y estaban dispuestos a erradicar, pero fue el cambio que le dieron a los sicarios locales o que se movían localmente, desde allí se vio la entrada de Jalisco”, expresó el militar. 

 Guerra declarada 

La purga se dejó sentir en La Paz desde mediados de 2016, en colonias como El Esterito, Ciudad del Cielo, Vista Hermosa, La Ladrillera, Agustín Olachea y alrededores, o como confirmaron agentes ministeriales, desde la Cinco de Mayo hacia el panteón, todo eso es donde estaban encerrados”, refiriéndose a Sinaloa, que en este caso aún eran “Dámasos”. 

En ese entonces se identificó a Arely Vizuet “La Vizuet”, encargada del territorio del norte y a quien se le perdió de vista tras la serie de levantones suscitados en la zona; Laura Fernanda González González “La Fanny”, supuesta encargada de distribución de droga en bares y centros nocturnos de La Paz y levantada a principios de febrero de 2017 en el fraccionamiento Camino Real (a la fecha no localizada); y “Ángelus”, quien se presumía encargado de distribución de droga a las dos féminas, del cual solo se supo huyó a Santa Rosalía, municipio de Mulegé. 

“La Fanny”, desaparecida por una célula de “Los Dámaso”, solo es “un claro ejemplo de que siguen presentes, sabemos de un grupo criminal que opera para ellos, un grupo pequeño de paceños que están armados y con miras a contraatacar, pero es cuestión de tiempo, ya se ubicaron”, especuló uno de los agentes del selecto grupo interinstitucional. 
Celula de Los Chapitos lanzó amenaza en contra de Damaso Lopez El licenciado y funcionarios publicos que lo portejan en BCS 

Pero su presencia en Baja California Sur ya está comprometida, ya que la amenaza ha sido lanzada en su contra, y en todo aquel punto donde tengan presencia “Los Dámaso”. 

En un video de más de 40 segundos de duración, dirigen una amenaza en contra de Dámaso López “El Licenciado” tras la traición del 4 de febrero de 2017 en Sinaloa. 

Según la carta entregada a medios de comunicación, “fueron citados al rancho de Dámaso López, los hijos de Joaquín Guzmán, Iván Archivaldo y Alfredo, así como Ismael Zambada, pero la guardia familiar fue acribillada y los capos salieron del lugar, heridos según la información… desde ese entonces la rencilla inició de lleno”, precisó el militar abordado por este Semanario. 

En la grabación aparecen a cuadro seis hombres vestidos de negro portando máscaras, pasamontañas y rifles de alto poder; cinco de ellos están parados en la parte posterior y uno sentado en una silla, al frente de una mesa, donde lee un mensaje en voz alta. Derivado de este altercado la guerra se desató principalmente en Culiacán, Sinaloa, territorio controlado por “El Licenciado”. 

En cambio, la amenaza girada se presume sea de gente de “Los Chapitos”, banda generada y comandada por los descendientes de Joaquín Guzmán Loera. “Mira, Dámaso hijo… pinche traidor tlacuache, ya sabemos que eres sapo de la DEA, pensaste que por traicionarnos ibas a ganar pero te pelaste la v… con el Cártel de Sinaloa no vas a poder, te vamos a sacar de donde te metas”, se advierte en el video. 

De ahí que las autoridades se muestren preocupadas, ya que esta guerra de Sinaloa podría alcanzar territorio sudcaliforniano, al agudizarse la lucha por el control de la plaza: “Así te vayas a la Baja Sur, con tus amigos el procurador Palemón y el Ulises Contreras alias ‘El Barbas’, aquí ya todos saben que son los que te protegen y te esconden, también a ellos se los va a cargar y todos aquellos que apoyen a esta lacra”. 

De nuevo hacen mención de Erasmo Palemón Alamilla Villeda, procurador general de Justicia del Estado y a Ulises Contreras, subprocurador de Investigaciones Especiales; pero también denotan la posible alianza que ZETA dio a conocer a principios de 2016, la cual supone una alianza estratégica por parte de Nemesio Oseguera “El Mencho” (CJNG) y “El Mayo” Zambada con el Cártel de Sinaloa, alianza que podría llegar hasta “Los Chapitos” para erradicar la supuesta amenaza que significa Dámaso. 

Fuerzas de Inteligencia Militar consideran que preven una intensa guerra entre celulas de Sinaloa, en la cual es posible que intervenga Jalisco, solo falta para que lado apunta En otra grabación que circula, de un minuto y 43 segundos de duración, se puede determinar un ultimátum para que la guerra reinicie en Baja California Sur. 

El video lleva por título “Las bajas de Dámaso en la Baja Sur”. Una serie de fotografías de sicarios, líderes de plaza abatidos, así como otros recluidos en el CERESO o trasladados al interior del país, se puede ver claramente, así como el mensaje: 

“FUERZAS ESPECIALES DÁMASO… VIEJO CULÓN, ÉNTRELE A LOS PUTAZOS AQUÍ LO ESPERAMOS, DEJE DE MANDAR TLACUACHES, VENGA A LA GUERRA”. 

En el video también se muestra a los dos presuntos sicarios detenidos tras la ejecución del líder de plaza en Loreto el 10 de enero, en un ataque dirigido contra el líder de plaza en Comondú, Rubén Omar Castañón Nicolat “El Cheyo”, de 27 años de edad; sin embargo, solo consiguieron ejecutar a Michel Torres, de 22; y a Bogar Nicolás Castañón Nicolat “El Bogar”, de 20, presunto líder de narcomenudeo en Loreto. 

Los sicarios fueron presentados en la grabación, pero en la edición de ZETA denominada “El contraataque de Sinaloa”, se hizo referencia a un video donde aparece el “sicario” de nombre Manuel, originario de Culiacán, Sinaloa. Según un análisis fotográfico, las imágenes mostradas dan cuenta de duros golpes por el gobierno de Baja California Sur en contra de la célula de “Los Dámaso”. Asimismo, acorde con información obtenida, en La Paz y Los Cabos hay fuerzas de “Los Dámaso” que se preparan para librar una guerra interna contra los hijos del “Chapo” por el control del Cártel de Sinaloa, pero de llevarse esta pugna entre células “aliadas” en territorio sudcaliforniano, se verá aún más comprometida la tranquilidad de la población. 

Tras dos largos años de violencia en La Paz, esa “tranquilidad” ha regresado y no precisamente por el trabajo, sino “por el reacomodo de los propios cárteles”. Las reglas del juego han sido impuestas por el crimen organizado. 

“Están más organizados que las propias autoridades”, consideran expertos en medios electrónicos, como el Consejo Ciudadano para la Atención de Víctimas del Delito, ya que “sicarios ingresan a la entidad como agua, matan sus blancos y salen como si nada”. 

 El desconocimiento de las autoridades 

Precisamente ante la aseveración de por dónde y cómo ingresan los sicarios y armamento de grueso calibre utilizado en las balaceras en esta región, autoridades se mantienen ignorantes o se hacen de la vista gorda del cómo y por dónde ingresan; algunos ejemplos claros dados a conocer por este Semanario tiene que ver con los sicarios que ejecutaron al “Bogar” en Loreto. 

 En el video anteriormente referido, Manuel, presunto sicario para “Los Dámaso”, confiesa haber ejecutado al joven de 20 años porque “lo estaban cazando”. “Estuvimos en una casa en Loreto, por ahí había muchos puntos en el pueblo ahí, checando al mentado ‘Bogar’, que es al que íbamos a matar”. 

Grupo de Coordinación de Seguridad Pública en BCS preocupado por los altos índices de ingreso de droga y armas a BCS 


Sin embargo, él mismo da a conocer que fueron detenidos por la Policía Municipal, “una patrulla nos hizo una revisión, nos llevó y ahí nos tuvieron”, pero en el informe bimestral que realiza el Grupo de Coordinación de Seguridad Pública en el Estado, no dan cuenta de su detención. Informes entregados datan entre el 7 de diciembre de 2016 y el 13 de febrero del presente año, pero la ejecución del “Bogar” fue el 10 de enero y el 30 del mismo mes se publicó el material de video.

 Es decir, los sicarios fueron detenidos por policías municipales de Comondú y entregados al parecer a los contras, lo cual evidencia que no hay una estrecha coordinación como lo pregonan las autoridades. 


Otro ejemplo es el de la balacera ocurrida el 21 de septiembre de 2016 en La Candelaria, en Los Cabos. Camino al poblado se supo de un fuerte enfrentamiento armado, en la brecha se encontró una camioneta Toyota Tacoma de color blanco, con diversos impactos de bala. Los vidrios de la capota fueron destruidos a balazos, una de las llantas traseras ponchadas y mostraba manchas de sangre. En el lugar había dos armas largas y una corta, además de pertenencias de las personas que presuntamente viajaban en la unidad, como zapatos tenis, bolsas, teléfonos celulares, llaves y demás. 

Pero el mayor hallazgo lo hicieron fuerzas militares, al detectar a unos metros del sitio, lo que parecía una pista clandestina donde se estima había circulación y trasiego de estupefacientes por medio de aeronaves, esto es, los narcomenudistas se dirigían al punto por droga y armas. 

Pero también es sabido que hay ingreso de armas, droga y gente por rutas como Todos Santos Pueblo Mágico en La Paz, para “Los Dámaso”. 

El lunes 17 octubre de 2016, agentes municipales “fueron recibidos con disparos de grueso calibre al acercarse a la zona, pero nadie dijo nada, minimizaron y dejaron lejos esa situación”, indicó en su momento un agente municipal. 

Otros puntos de acceso por donde están metiendo droga y armas, ha sido identificado como Caduaño y Santiago en Los Cabos; el modus operandi es al estilo Sinaloa, en la sierra, para bajar avionetas con cargamentos fuertes de droga y armas, incluso hombres que ingresan vía marina con lanchas rápidas y con apoyo de pescadores. 950 mil dosis de cristal aseguradas en el Puerto de Pichilingue, presuntamente venía a distribución desde Mazatlan, Sinaloa en el tanque de gasolina de un vehiculo, dos detenidos 

No obstante, para las autoridades esto es desconocido, primero reconocen que la violencia que se vive en Baja California Sur se debe principalmente al acceso de armas de fuego, sobre todo a personas que arriban a delinquir en células del crimen organizado. 

Algunos han sido detenidos en diversos filtros de revisión, mientras que a otros se les aprehende al momento de cometer algún ilícito. — ¿Por dónde logran ingresar a la entidad? “Es muy difícil poderlo constatar, porque una persona que no trae mandamiento judicial es muy difícil, no necesariamente tiene que pasar por los filtros, pudieran entrar de una manera que desconocemos, y en ese tema estamos trabajando; sin embargo, los que se detienen ahí en los puntos de revisión secundaria han sido puestos a disposición de las autoridades de sus Estados”, reconoció Álvaro de la Peña Angulo, vocero del Grupo de Coordinación de Seguridad Pública en Baja California Sur. 

 Grupo de Coordinación arremete 

A la fecha los esfuerzos de los miembros del selecto grupo de fuerzas del orden se han centrado en los puntos de revisión secundaria, donde se ha logrado la detención de narcomenudistas y sicarios. Sin embargo, a las cabezas que han ocasionado inestabilidad en el Estado poco se les ve. 

“Tienen otros medios para moverse de aquí a Sinaloa y viceversa”, comentó una fuente. El secretario general de Gobierno confirmó que es una estrategia que ha ayudado a detener a personas que presuntamente venían a delinquir, por ello los filtros se extenderán a todos los municipios de la región. 

“El punto de revisión secundaria se va a seguir instalando, y esto viene en el mismo mes de febrero para el Aeropuerto de Cabo San Lucas, fue donde se detuvo a ‘La China’, de igual manera en el Aeropuerto de Loreto, que tiene menos vuelos pero es importante, y además el área de trasbordador de Santa Rosalía”, este último, uno de los puntos de gran acceso para miembros de “Los Dámaso”. 

“Recordarás aquella vez que aparecieron mantas en la salida a Constitución, en puentes de La Paz y entrando a San José del Cabo, pues fue un grupo numeroso de pistoleros que se quedaron, se fueron desparramando de norte a sur y todos los supimos”, lanzó el funcionario. 

Una de las preocupaciones para las autoridades, es que en menos de dos meses se pudo decomisar la mitad de droga que la asegurada durante 2016, lo cual alarma por las grandes cantidades que entran a Baja California Sur. “Recordemos que tenemos una cantidad arriba de dos millones de dosis en el año anterior, tan solo en lo que va de este bimestre, llevamos un millón 149 dosis de cristal; de marihuana, 4 mil 552 dosis; y de cocaína va a la baja, en cuanto al número de aseguramientos, 646 dosis”, sumas exageradamente altas. 

Pero por lo menos en el discurso oficial ya se contempla lo que ha sido por siempre un secreto a voces, es sabido por los pobladores, pescadores, incluso la ciudadanía puede llegar a esta hipótesis, la llegada por mar es la principal, pues en el Estado a lo mucho se cuenta con cinco embarcaciones de la Marina. “Llegan por algunas vías que ya mencioné, generalmente en el barco por Pichilingue, pero tenemos un litoral muy amplio, el más grande de todo el país, sería muy difícil cuidar todo el espacio de la costa pero estamos haciendo todo lo posible, Marina está incrementado los recorridos, incluso ya tenemos dos aeronaves que la fuerza aérea envió a Baja California Sur”, mencionó De la Peña. 

En la lucha frontal que se vive, el Grupo de Coordinación de Seguridad Pública dio a conocer que en el periodo del 7 de diciembre de 2016 al 13 de febrero del presente año se tiene un estimado de más de 370 detenidos; con ello se pretende establecer las reglas del juego, sin titubeos. “Este bimestre que les informamos de 371 detenidos, de los cuales son 78 del fuero federal, por delitos contra la salud, violación a la Ley Federal de Armas de Fuego y explosivos, así como del fuero común, serían 293 por delitos contra la salud en la modalidad de narcomenudeo, daños, robo, homicidio y lesiones principalmente”, expuso. 

En cuanto a los aseguramientos de estupefacientes, los resultados del último bimestre demuestran que Baja California Sur es un punto importante en el mercado de la droga, por lo cual se ha desatado la lucha entre las células de Jalisco y Sinaloa, incluso con la participación de células locales. 

Del mismo modo ha sido reconocido por expertos en materia penal y delincuencia organizada. La principal purga se lleva en el municipio de Los Cabos, CJNG ataca a Damasos y viceversa “Por qué pelear una plaza si no es importante, pero debe haber algo que la haga atractiva, en primera hay un alto consumo de estupefacientes pese a lo que digan las autoridades; segunda, estamos hablando de más de mil kilómetros libres de trasiego, que más puede pedir el cártel que la controle”, informó el experto. 

En el afán de disminuir los índices de violencia, decenas de personas fueron detenidas por llegar al Estado presuntamente a delinquir, la mayoría, según un miembro del grupo, integrante del Cártel de Sinaloa, la mayoría vinculados a “Los Dámaso”. Intentaron entrar, pero fueron detenidos y devueltos a cumplir cuentas pendientes. 

“En este bimestre, de 22 prófugos de la justicia, tanto federal como del fuero común, delitos principales como homicidio calificado, robo con violencia, robo a casa habitación, entre otros, quiero decirles que en los diversos puntos de revisión secundaria, nos arroja que estas personas que eran prófugas de la justicia, no tenían en Baja California Sur, ni familia, ni tenían trabajo, ni traían dinero para vacacionar”, reveló Álvaro de la Peña Angulo. 

Con el reflejo de los últimos dos meses, la autoridad ha confirmado que existe una guerra interna entre cárteles por el control de la plaza en el Estado, reflejo del ambiente nacional, pero también los integrantes del Grupo de Coordinación de Seguridad Pública tienen la instrucción de detener a aquel que esté creando ambiente inestable en la tranquilidad de la entidad federativa. 

“Hay grupos locales de ‘Los Dámaso’ y son los que están levantando ahorita, vamos a atorarles a esos, aquí la cuestión es que tanto Sinaloa, Jalisco y ahora nosotros, los van a atorar donde sean vistos”, finalizó el agente consultado.

Iván Archivaldo Guzmán Salazar si entregó a Pancho Chimal para salvarse el y sus hermanos

febrero 23, 2017 // 0 Comentarios

“El Pancho Chimal” fue entregado por sus jefes

En una jugada maestra de parte de Iván Archivaldo Guzmán Salazar, el hijo heredero del imperio que construyó Joaquín “El Chapo” Guzmán, y para que el gobierno federal no lo moleste a él y a sus hermanos, el sábado 18 de febrero su gente filtró la ubicación de Francisco Javier Zazueta Rosales, mejor conocido por su sobrenombre como Pancho Chimal.

Y es que con la guerra que se vive, es muy fácil culpar a otros de todo lo que está pasando, cuando hasta la misma SEDENA reconoce que las últimas dos balaceras en la sindicatura de Villa Juárez, Navolato, se perpetraron por la célula de Los Chimalis, la cual hasta el sábado pasado lideraba el Pancho Chimal.

La entrega de parte de su jefe de este personaje del cártel de Sinaloa obedece según fuentes de inteligencia, a que Los Menores quieren lavar sus culpas por el ataque al convoy militar en donde murieron 5 militares y 11 más fueron heridos por los pistoleros de Iván Archivaldo.

La famosa carta en donde se deslindan de la emboscada llevó la misma pretensión de la última misiva dada a conocer en el programa del periodista Ciro Gómez Leyva: parecer ante la opinión pública que los Guzmán, incluidos a Aureliano Guzmán Loera, no hacen nada, son inocentes.

Pero la verdad es que el acuerdo con el gobierno es seguir entregando a líderes menores para así evitar que la mira del gobierno se centre en Los Menores.

Lo de Pancho Chimal fue muy claro dice la fuente militar: este personaje nunca estaba solo, siempre vivía rodeado de sus escoltas, y la noche del sábado pasado cuando llegó el Ejército y la Marina por él coincidió que nadie vigilaba y nadie le servía de escolta. Estaba encerrado solo en una casa de dos plantas en el fraccionamiento Acueducto, con algunas armas que no usó y con 2 millones de pesos en efectivo.

Es así como pagan los Chapitos a su gente: entregándola para salvar su propio pellejo.
Seguiremos informando…

Ejército detiene a ‘El One’ Sicario de los Chapitos tras operativo en Barrancos

febrero 23, 2017 // 0 Comentarios

Culiacán, Sin-El operativo obligó a la suspensión de clases en la secundaria técnica ETI 75, luego de que alumnos y padres de familia vieron el convoy militar rodear varias calles del sector Barrancos 4, al sur de la ciudad.

La información que ha circulado de manera extraoficial es que los soldados capturaron a Onésimo Méndez Covarrubias, alias “El One”, quien de acuerdo con la Procuraduría General de la República es uno de los hombres que controlan la venta de drogas al menudeo en ese sector para los hijos del Chapo Guzmán.

Los datos señalan que otras personas fueron detenidas, pero la Sedena aún no ha confirmado de manera oficial los resultados del operativo.

De acuerdo con reportes de vecinos, la presencia militar causó pánico entre los habitantes pues temían que se fuera a desatar una balacera.

El operativo se registró muy temprano en un domicilio ubicado por la avenida calzada de Los Empaques, entre las calles Artículo 73 y Artículo 127.

Los soldados llegaron en al menos 10 vehículos, sitiaron las calles que rodean a la vivienda, la cual se encuentra a una calle de la secundaria en mención. Todavía hasta esta mañana los militares se encontraban realizando investigaciones en la zona.

Los mismos Chapitos entregaron a ‘Pancho Chimali’ su jefe de escoltas por emboscada a Militares

febrero 23, 2017 // 0 Comentarios

SINALOA.-Una filtración de parte del cartel de Sinaloa, de la facción dirigida por los hijos de Joaquín El Chapo Guzmán llevó a la captura de Francisco Javier Zazueta Rosales, mejor conocido como Pancho Chimali.

De acuerdo con fuentes de la Procuraduría General de la República que lleva a cabo las investigaciones, al líder de la célula de sicarios Lo Chimales lo entregaron sus mismos jefes debido a que él fue quien orquestó la emboscada al convoy del Ejército el pasado 30 de septiembre de 2016.

Las fuentes allegadas a las investigaciones señalaron que con esta estrategia los hijos del extraditado líder del cartel de Sinaloa buscan quitarse presión por el ataque a los militares así como de los últimos acontecimientos tras el choque entre facciones de la delincuencia organizada, y así evitar que las investigaciones se dirijan hacia los hermanos Guzmán Salazar.

Para ello, según la PGR, Zazueta Rosales se había convertido en uno de los más buscados no sólo por la emboscada a los soldados sino además por ser uno de los principales lugartenientes encargado del trasiego de drogas a la frontera y el encargado del narcomenudeo en Culiacán y Navolato, la plaza que actualmente Los Chimales pelean.

La madrugada del sábado pasado, Pancho Chimal no contaba con escoltas ni con el grupo de sicarios que siempre estaban con él, por lo que la filtración sirvió para que al momento de su arresto en el fraccionamiento Acueducto no se diera un enfrentamiento contra el Ejército y la Marina, que no usaron disparos más que para anunciar su presencia en la zona.

Personal de la PGR y del Ejército trabajan para poder fincarle responsabilidad a Zazueta Rosales por el caso de la emboscada. Actualmente es procesado por delitos de portación de armas de fuego así como de drogas y operaciones con recursos de procedencia ilícita.

La historia del "Chapito" Iván Archivaldo Guzmán hijo del "Chapo Guzmán" de aquella vez que fue detenido

febrero 23, 2017 // 0 Comentarios

Imagen relacionada
En junio de 2005, en Zapopan, Jalisco, Iván Archivaldo Guzmán Salazar fue detenido tras un accidente de tránsito al salir de una fiesta. Se le indentificó como hijo de Joaquín Archivaldo Guzmán Loera, “El Chapo, entonces el hombre más buscado en México y Estados Unidos. Se le sentenció a cinco años de prisión por lavado de dinero pero fue absuelto en 2008 por falta de pruebas. De acuerdo con los informes derivados de esa detención, “El Chapito” no tuvo una gran convivencia con su padre, si acaso las visitas que junto a su madre le hizo cuando éste estuvo preso en Puente Grande. Su test psicológico revela que lo extraña y lo considera “una buena persona”. Para autoridades en México y en EU hay indicios claros de que “El Chapito” sí tuvo, o tiene, implicaciones directas en los negocios de su padre, estimados en muchos miles de millones de pesos. Un emporio ahora sin su principal cabeza, pero que incluye transacciones que van más allá de las drogas y que se extienden a los sectores inmobiliarios, la hotelería y el turismo y agencias automotrices, entre otros. Son negocios jugosos donde no sólo se vincula a “El Chapito” sino a la familia más cercana del capo que, tras su fuga es considerado el enemigo publico numero uno.
“Siento que mi padre es… ‘buena persona’”, no dudó en completar en el test psicológico Iván Archivaldo Guzmán Salazar respecto del hombre que es su padre Joaquín “El Chapo” Guzmán detenido en el 2014 y quien se fugo por segunda vez en el 2015 y recapturado nuevamente en enero del 2016; señalado por las autoridades como uno de los personas responsables de las miles de muertes en la narcoguerra de Ciudad Juarez y otras partes del pais.

Cuando Iván Archivaldo nació, el 15 de agosto de 1983, su padre, Joaquín “El Chapo” Guzmán Loera era un joven narcotraficante al servicio de Miguel Ángel Gallardo Félix, “El Padrino”, el último capo mexicano que gobernó en razonable paz y orden a los clanes de las drogas en México.


En ese tiempo, principios de los ochenta, Joaquín Guzmán Loera no aparecía siquiera en la lista de los objetivos de la DEA [la principal agencia antidrogas de Estados Unidos] como uno de sus objetivos, trazados desde fines de la década anterior con la Operación Cóndor, la primera gran operación conjunta entre México y su vecino del norte para erradicar el cultivo de marihuana y amapola con apoyo del ejército mexicano en el “Triángulo Dorado”, la serrana frontera de Chihuahua, Durango y Sinaloa.

Los capos se mudaron a Guadalajara, entendida como la capital del occidente mexicano, y compraron cuanto policía hubiera. La vida les resultaba relativamente sencilla hasta que tuvieron la mala idea de secuestrar, torturar y asesinar al agente especial de la DEA Enrique Camarena Salazar.

Antes de morir, “Kikí” Camarena explicó quiénes eran los objetivos prioritarios de la lucha antinarcóticos. Félix Gallardo, Ernesto Fonseca Carrillo, Rafael Caro Quintero, Manuel Salcido, “El Cochiloco”, y Juan José Esparragoza Moreno, “El Azul”, de acuerdo con el expediente de uno de los asesinos materiales del policía norteamericano.

Ni una sola ocasión aparece el nombre de Joaquín Guzmán Loera. Tampoco existe en la causa penal de más de 20 mil hojas levantada contra José Antonio Zorrilla Pérez, el jefe de la policía política mexicana de la época y quien pasó casi 30 años de su vida en prisión por vender su alma al narco.

El retrato documental más puntual de la connivencia de autoridades hacia los criminales organizados de esos días está plasmada en el libro Desperados. Los caciques de la droga, los agentes de la ley y la guerra que Estados Unidos no puede ganar, de Elaine Shannon (Lasser Press, 1989).

¿Cuántas líneas dedicó al hombre detenido el sábado 22 de febrero de 2014 como el narcotraficante más buscado del mundo? Ninguna.

Tras la detención, en 1989, del “Padrino” y la consecuente muerte del Cártel de Guadalajara, “El Azul” Esparragoza convocó a los sobrevivientes. Los narcos se convencieron de que todos cabían –luego se darían cuenta y de lo peor forma que no era sí.

Dueños de las almas de los agentes de la Dirección Federal de Seguridad que migraron a la Policía Judicial Federal, convinieron la constitución de cuatro cárteles: Tijuana, para los hermanos Arellano Félix, sobrinos de Miguel Ángel Félix Gallardo, y Jesús Labra Avilés, “El Chuy”; Sinaloa, encabezado por Joaquín “El Chapo” Guzmán; Juárez, para Amado Carrillo Fuentes, “El Señor de los Cielos”, y del Golfo, en manos de Juan García Ábrego.

En ese momento, Iván Archivaldo, hijo de Joaquín Archivaldo tendría seis o siete años, así que la vida de ese muchacho coincide con la historia criminal de quien fuera el hombre más buscado en el mundo.

“El Chapito” vivió y sobrevivió a las guerras iniciadas y todas ganadas por su padre contra los cárteles de Tijuana, El Golfo Juárez y los Beltrán Leyva. Ese joven ha visto volar cabezas de uno y otro bando en la disputa con Los Zetas. Ha crecido en el entendido de que su padre sometió a dos presidentes de México.

Y, después de todo, ¿qué se depositó en su mente?

Test psicológico a de Archivaldo Guzmán.
* * *
En junio de 2005, en Zapopan, Iván Archivaldo Guzmán fue detenido tras un accidente de tránsito al salir de una fiesta. Se le sentenció a cinco años de prisión por lavado de dinero. Fue absuelto en 2008 por falta de pruebas.

Durante su estancia en prisión, al igual que a todos los demás los reos, el hijo del capo debió resolver distintos exámenes psicológicos y sociales para la elaboración de su perfil.

Se posee copia de las pruebas hechas al “Chapito”.

El 19 de mayo de 2005, las autoridades del Reclusorio Sur le practicaron el estudio social. Ahí se indica que nació el 15 de agosto de 1983 en Durango, que tiene por apodo “El Chapito”, que con 21 años de edad solamente había concluido la secundaria, que vivía en Zapopan, Jalisco, y que su ocupación era soldador de automóviles.

El reo identificó como su padre a Joaquín Guzmán Loera, entonces de 48 años de edad, pero negó conocer cualquier dato relacionado con él: su estado civil, ocupación o domicilio; de “El Chapo” sólo dijo que había estudiado la primaria.

“El Chapito” dijo que su madre es Alejandra Salazar Hernández, una mujer que en la época contaba con 47 años de edad y se dedicaba a los bienes raíces. Mencionó a sus hermanos: César y Gisel, mayores que él cinco y tres años, y Alfredo, tres años menor.

Un trabajador social describió el aspecto familiar:

“La dinámica familiar primaria se desarrolla completa, desintegrada, funcional, refiriendo el entrevistado que cuando tenía 12 años sus padres se separan principalmente por los problemas judiciales de su padre, de quien desconoce su paradero desde la fuga del penal de Puente Grande [Jalisco]. Menciona que lo visitaba en la cárcel al igual que sus demás hermanos y madre.

“Ella es la principal figura de autoridad y proveedora económica, a pesar de que el interno tiene una actividad remunerada. Su madre le proporcionaba una cantidad al mespara cubrir sus gastos personales. Las relaciones intrafamiliares de sus hermanos y madre son favorables. Durante los 100 días de arraigo recibió visita, apoyo  moral y económico de su familia. Indica que de su padre no sabe nada y no recibe ningún tipo de apoyo ni ha vuelto a tener comunicación con él”.

Iván Archivaldo reprobó el tercer año de primaria. Inició la preparatoria en un sistema escolarizado, pero desertó y se apuntó en un bachillerato abierto que dejó por su detención y encarcelamiento.

Inició su vida económicamente activa a los 17 años de edad como mensajero de un despacho de abogados y, entre 2003 y 2005, se ocupó en un taller de hojalatería y pintura, aseguró en la entrevista. También aseguró que sus ahorros ascendían a 40 mil pesos.

Aseguraba que compartía su tiempo libre con su novia, que bebía alcohol de manera habitual, pero que no fumaba ni utilizaba drogas.

Test psicológico a de Archivaldo Guzmán.
* * *
En la misma fecha del examen social, el 19 de mayo de 2005, un psicólogo practicó al “Chapito” los estudios de personalidad.

El especialista anotó que el muchacho negaba tatuajes o cicatrices, pero apuntó la existencia de mezquinos en las manos. También describió su actitud: “Se muestra ansioso, suspicaz, reservado y evasivo, con hostilidad encubierta. Se torna sensible”.

El psicólogo lo consideró lúcido y orientado, con la memoria conservada y dueño de un pensamiento con nivel concreto y de contenido lógico, coherente y congruente, con curso rápido tanto inductivo como deductivo, pero con una realidad de contenido bloqueada y pobre y con una formación conceptual de subvaloración.

La primera impresión no arrojó ninguna alteración.

El hijo del “Chapo” mostró una capacidad de juicio crítica, tanto de sí mismo como de los demás, disminuida y una capacidad de organización y planeación irregular. Tanto su capacidad de análisis como síntesis fue considerada media baja.

En los rasgos del carácter, su tolerancia a la frustración, su capacidad de demora y su control de impulsos fueron considerados por el técnico en una escala media baja.

“[El manejo de la agresión] Adecuado: canaliza hacia el estudio. Desplaza (hacia) actividades recreativas como el automovilismo. Inadecuado: probable violencia psioclógica hacia personas que no considera de su nivel socioeconómico”.

Para el psicólogo, el hijo del narcotraficante y supuesto narcotraficante él mismo observaba conflicto con la autoridad, un rol de grupo sumiso y pasivo, una introyección parcial de normas y valores y un aprovechamiento limitado de la experiencia.

Se lee en el apartado de la dinámica de la personalidad:

“Sujeto de 21 años. Proviene de una familia incompleta, aparentemente organizada y funcional con un nivel socioeconómico alto. Se muestra como una persona con baja motivación al logro, con niveles medios bajos de capacidad de demora, tolerancia a la frustración y control de impulsos. Con tendencia a canalizar la agresividad hacia la violencia psicológica.

“Inmaduro en su desarrollo e inseguro. Denota necesidad de apoyo y afecto. No obstante, es suspicaz y sensible a la opinión que los demás tengan de él. Percibe a la figura paterna protectora y poderosa, como concepto, pero distante y ausente en la relación psicoafectiva. Idealiza a la figura materna atribuyéndole cualidades de guía, cuidado y protección dependiendo de ella para tomar decisiones.

“El tipo de relaciones que establece es utilitario y de dependencia o de dominación hacia personas que considera de menor rango o nivel. Utiliza como mecanismo de defensa la negación, la represión y la fantasía”.

Y concluyó:

“Debido a las características de personalidad resulta vulnerable por su proclividad a afiliarse a grupos para y anti sociales. Asimismo representa un riesgo institucional”, apuntó en referencia a la seguridad del Reclusorio Sur del Distrito Federal, la prisión de mediana seguridad en que estaba interno.
El Departamento del  Tesoro de Estados Unidos relaciona a un empresario y varios familiares de Joaquín Guzmán Loera como sus relaciones operativas en el Cártel de Sinaloa:

Dámaso López Núñez, “El Licenciado”, con fecha de nacimiento del 22 de febrero de 1966. “El ahijado de Guzmán Loera”, según le canta la Banda El Recodo, organizó parte de la fuga del capo en 2001. De acuerdo con el diario estadounidense The Washington Times, un gran jurado lo acusó en noviembre de 2012 de conspiración para distribuir cocaína y lavar dinero, que le reportaron ganancias de más de 280 millones de dólares.

Inés Coronel Barreras, nacido el 21 de enero de 1968. Es el padre de Emma Coronel, última esposa del “Chapo”.

Ovidio Guzmán López, nacido el 29 de marzo de 1990. Es uno de los hijos del jefe del narcotráfico.

Griselda López Pérez, nacida el 19 de agosto de 1959. Es una de las ex esposas de Guzmán.

María Alejandrina Salazar Hernández, nacida el 17 de julio de 1958. Otra de las ex parejas del narco sinaloense.

Iván Archivaldo Guzmán Salazar, nacido el 15 de agosto de 1983 o el 2 de octubre de 1980. Es uno de los primeros hijos conocidos del narcotraficante.

Jesús Alfredo Guzmán Salazar, nacido el 17 de mayo de 1986. Es hermano menor del anterior.

* * *

Iván Archivaldo Guzmán Loera resolvió, entre otros, el test de frases incompletas. También dibujó un hombre, una mujer y una casa con sus respetivas historias.

Lo que respondió el hijo del criminal, quien hasta el sábado pasado era el “más buscado del mundo”, muestra cómo la vida íntima de los narcotraficantes está hecha exactamente de lo mismo que de quienes no lo son.

Estos son algunos de sus reactivos y su complementación textual por parte del hijo del “Chapo”.

1. Pienso que mi padre rara vez… “come carne”.
2. Cuando llevo la de perder… “aceptar las cosas”.
3. Siempre quise… “un carrito”.
4. Si yo tuviera autoridad… “fuera justo”.
5. El futuro me parece… “justo”.
6. Los hombres que son mis superiores… “se les respeta”.
7. Sé que es tonto pero tengo miedo… “a estar solo”.
8. Pienso que un verdadero amigo… “esta en las buenas y malas”.
9. Cuando era niño… “Jugaba mucho”.
10. Mi idea de mujer perfecta… “mi mamá”.
11. Cuando veo a un hombre y una mujer juntos…”alegría”.
12. Comparada con la mayoría de las familias, la mía… “es buena”.
14. Mi madre… “es lo que mas quiero”.
15. Haría cualquier cosa por olvidar la vez que… “le contesté mal a mi mama”.
16. Ojalá mi padre… “estuviera conmigo”.
20. Anhelo… “ser mejor”.
22. La mayoría de mis amigos no saben que tengo miedo de… “estar solo”.
23. No me gusta la gente que… “es presumida”.
24. Antes de la guerra, yo… “ago paz”.
46. Siento que mi padre es… “buena persona”.
47. Cuando la suerte me es adversa… “la acepto”.
48. Cuando doy órdenes a los demás… “los respeto”.
52. Mis temores me obligan a veces… “aguantarme”.
54. Mi recuerdo infantil más vívido… “jugando futbol”.
57. Cuando era niño, mi familia… “hacia piñatas”.

“El Chapito” escribió lo siguiente al reverso de la hoja en que trazó un muchacho sonriente. La transcripción es textual:

“Erase una vez un niño de 10 años y le hicieron una fiesta muy bonita estaban todos sus amigos y siguio cumpliendo años aoraya tiene 16 y esta muy bien se yeva bien contodos juegafutbol en la escuela estudia y trabaja en el fututo va a encontrar a una persona que se quieran y respeten mutuamente y se casen y tengan hijos bonitos en lo que le gusta y estar bien”.

EL IMPERIO CREADO

¿Qué riquezas desbordan el reinado vacante del “Chapo”?

Los cárteles mexicanos operan en más de un millar de ciudades en todas las regiones de Estados Unidos al menos desde 2008 y son, principalmente el de Sinaloa, imbatibles en los próximos años. Todo se desprende del informe confidencial “Ciudades en las que las organizaciones mexicanas de tráfico de drogas operan dentro de los Estados Unidos” y del que este medio posee copia.

El diagnóstico es elaborado por el Centro de Inteligencia Nacional contra las Drogas –National Drug Intelligence Center (NDIC) – y este evalúa, “con gran confianza”, que las organizaciones mexicanas operan al menos en 1 mil 286 ciudades en las nueve regiones divisorias de EU para efectos de la Fuerza de Tarea y Aplicación Contra las Drogas del Crimen Organizado, otra multiagencia de seguridad.

Se posee este documento de carácter confidencial.

En por lo menos 150 de estas ciudades, según el reporte fechado en 2010, la actividad del narco mexicano estuvo vinculada con al menos una de sus principales organizaciones. El emplazamiento es así:

• Cártel de Sinaloa: Hasta la madrugada del sábado 22 de febrero de 2014 era dirigido por Joaquín Guzmán Loera. Provee drogas a sus células de distribución y a traficantes en al menos 75 ciudades, desde Honolulu, Hawaii, hasta Filadelfia, Pennsylvania.

• Los Zetas: Los ex militares suministran cantidades al por mayor de drogas en 37 ciudades.

• Cártel del Golfo: Abastecen 37 ciudades.

• Beltrán Leyva. Los hombres de Héctor Beltrán Leyva suministran al menos 30 ciudades.

• Cártel de Juárez. Es liderado por Vicente Carrillo Fuentes y hace negocios en al menos 33 ciudades.

• La Familia de Michoacán (no se hace distinción de Los Caballeros Templarios de Michoacán). Participa en al menos 27 ciudades.

•Cártel de Tijuana. Liderado por los restos de los Arellano Félix abastece 20 ciudades.

Así lo expresa el gobierno estadounidense a través de su Evaluación Nacional sobre la Amenaza de las Drogas –National Drug Threat Assessment, NDTA– correspondiente a 2011:

De los siete principales cárteles mexicanos imbuidos en el negocio de las drogas en EU, “el Cartel de Sinaloa es el dominante y su extensa red de distribución suministra drogas a todas las regiones de los Estados Unidos”.

Sinaloa y las demás mafias han tomado el mercado existente y lo han extendido hacia donde antes no estaba disponible. “Las principales organizaciones de México seguirán dominando el tráfico de drogas al por mayor en los Estados Unidos en el futuro inmediato y solidificarán aún más sus posiciones a través de la colaboración con las pandillas estadounidenses”.

Otros tipos de organizaciones y grupos están presentes de manera activa y próspera. Por ejemplo, los grupos organizados de asiáticos, dominicanos, cubanos y africanos amplían sus operaciones. Pero, de estos, sólo los grupos africanos –algunos con supuestas simpatías por movimientos “terroristas” de oriente medio no están mencionados en los informes como colaboradores de los mexicanos.

“El Cártel de Sinaloa ha sofisticado y desarrollado redes de transporte y distribución, y cuenta con una extensa red de asociados para facilitar su tráfico de operaciones en EU. Ya en 2004, Joaquín ‘El Chapo’ Guzmán Loera tenía la intención de monopolizar el comercio de drogas en Estados Unidos”.

La revista Forbes ha insistido en que su fortuna supero los mil millones de dólares, que es uno de los 100 hombres más influyentes del planeta, lo que ningún político, incluido el Presidente de México es. Mil millones de dólares serían poco si es correcto el dato de las autoridades estadounidenses que estima el negocio de las drogas de los cárteles en México en alrededor de 30 mil millones de dólares. Y si es cierto que “El Chapo” es el primer empresario de las sustancias prohibidas en Estados Unidos.

Pero “El Chapo” no sólo hace negocios ilegales en Estados Unidos. También los hace en México y ha prosperado con el creciente consumo interno. Y no sólo hace negocios ilegales, también tiene intereses en varios sectores de la economía formal: hotelería y turismo, agencias automotrices, bienes inmuebles…

* * *

Uno de los cables publicados por Wikileaks sobre la administración de Felipe Calderón durante el curso de ésta describe al secretario de la Defensa Nacional, Galván planteando su interés en establecer una colaboración “al más alto nivel” con el gobierno de los Estados Unidos, particularmente respecto a la captura de “objetivos de alto valor”, incluido Joaquín Guzmán Loera.

El general mexicano detalló que la búsqueda del “Chapo” funcionaba en tres niveles. El primero consistía en establecer presencia física en su área de operación con la intención de recabar información. Galván hablaba de la existencia de 15 o 20 sitios por los que el narcotraficante se movía, pero que una extensa red compuesta por informantes y guardaespaldas dificultaban la captura. El secretario de la Defensa informó que la segunda etapa consistiría en el despliegue de tropas en la zona de tránsito del narcotraficante, lo que no sólo se hizo en Sinaloa y Durango, sino en todo el país. La tercera fase de la operación habría consistido en la captura con el éxito ya conocido.

Desde la fuga de Guzmán Loera toda clase de cosas se han dicho y escrito. En meses pasados antes de su verdadera captura lo dieron por muerto en Guatemala, donde lo detuvieran en 1993. Se revelaron sus bodas con la Reina del Café y la Guayaba de un pueblo de Durango con la presencia de políticos y el obispo de ese estado dijo claro y fuerte que todo mundo sabía que “El Chapo” andaba por ahí sin mayor problema.

El mito urbano construido alrededor del “Chapo” incluye el pasaje que, siempre con variaciones menores y los mismos lugares comunes, es el siguiente.

En algún restaurante de Culiacán, Mazatlán, Los Mochis o cualquier otro lado, repentinamente se cerraban las puertas. Unos tipos que cumplían punto a punto con el cliché del buchón recorrían cada mesa ocupada del lugar y confiscaban con elegancia –si ésta cabe entre una gorra beisbolera atiborrada de plásticos brillantes y una botas vaqueras de piel de cocodrilo y pintadas de azul rey–, todos los teléfonos celulares de los parroquianos. Tras los matarifes, los meseros compensaban el secuestro con botellas de whiskey Buchanan’s. “Cortesía del señor Guzmán Loera”. “El Chapo” aparecía y se dirigía a un reservado, donde comía su comitiva. Mientras el narcotraficante departía, nadie salía. Minutos después de que él abandonaba el lugar, los teléfonos eran devueltas y las cuentas de consumo de todos en el sitio cubiertas.

Los juegos de alianzas y rivalidades están dados en las fracturas de los cárteles mexicanos. La estrategia de persecución y aniquilamiento de los jefes del narco ha polarizado grupos internos que se mantenían cohesionados bajo una figura pero que, tras su captura o muerte, se enfrentan por el control de rutas y mercados internos ya consolidados.

“El Juego de Tronos” del narco mexicano coloca en el mapa a la organización del “Chapo” encabezando una gran alianza que incluye al Cártel del Golfo, hecho impensable hace una década, y al emergente Cártel Jalisco Nueva Generación también conocidos como Los Matazetas.

El otro eje en la guerra, al menos por el momento, es liderado por Los Zetas, los Beltrán Leyva, el Cártel de Juárez y el Cártel de Tijuana, estos tres últimos en mayor o menor proceso de desintegración y en declive.

La lucha por el monopolio del comercio ilegal de las drogas se ha traducido en unas 100 mil muertes y unos 25 mil desaparecidos durante el sexenio de Felipe Calderón y lo que va de la administración de Enrique Peña Nieto. También en la expansión de narcotráfico hacia las otras formas del crimen organizado, muchas lesivas de los ciudadanos que, hasta la década de los noventa, se podían considerar a salvo de las reyertas de los barones de las drogas, ahora empresarios ellos y sus subalternos del secuestro, la extorsión, el tráfico humano, la trata de mujeres y niñas con fines de comercio sexual.

La revista estadounidense Forbes, ha incluido al “Chapo” Guzmán en sus listas de los hombres más ricos y poderosos del mundo. En marzo de 2009, ocupó el lugar 701 de la citada lista y en diciembre de 2012 ya había escalado hasta el 63.

HIJO DEL “CHAPO”, “CHAPITO”

¿Participa el hijo del “Chapo” en la red de negocios?
 También se posee copia de la causa penal 48/2005 abierta en su contra por el Juzgado Octavo de Distrito de Procesos Penales Federales. En la acusación, la Procuraduría General de la República (PGR) presentó el testimonio de un testigo protegido identificado con el nombre de “Peña”, quien admitió participar en la transportación de dinero de distintas ciudades de Estados Unidos a México.

Admitió, por ejemplo, que en agosto de 2004 trasladó por vía terrestre 470 dólares producto de la venta de drogas. Un enlace del Cártel de Sinaloa, un sujeto apodado “Moy” ocultó el dinero en un compartimento secreto de la camioneta y, sin conocer su exacta ubicación, “Peña” lo llevó de una ciudad de Ohio a Ciudad Juárez, Chihuahua.

Llegó a la casa conocida por los traficantes como “amarilla y verde”, en la calle Bosque de Coníferas número 7623, colonia Bosque de San José de esa frontera.

Un hombre identificado como Héctor abrió la puerta a “Jorge Peña” y lo condujo a una habitación en el segundo piso de la casa, donde estaban tres hombres jóvenes: Mario, uno presentado como “Jorge” y el otro identificado como el guardaespaldas del anterior.

En su declaración, el informante describió a “Jorge”: delgado, 1.62 metros de altura, tez blanca, cabello corto ondulado y castaño oscuro, ojos cafés oscuros medianos, nariz medio chata, cara mediana y alargada, cejas semi pobladas y unos 22 años de edad. El transportista recordó que este hombre joven apoyaba más la pierna izquierda que la derecha, como si recién le hubieran retirado un yeso.

“Jorge” y Mario estaban sentados en una cama rodeados de paquetes de billetes. “Peña” calculó que eran alrededor de millón y medio de dólares en denominaciones de 20, 50 y dólares. El guarura mantenía una actitud vigilante.

–¿Dónde están los pescados? –preguntó Mario a “Moy” por teléfono.

–En la puerta trasera y en la consola de en medio –respondió el vendedor en Estados Unidos.

“Peña” y Héctor descendieron al garaje, abrieron los compartimentos ocultos de la camioneta y encontraron los dólares empaquetados al alto vacío. Subieron con el dinero y lo pusieron en el suelo, a la vista de Mario y “Jorge”. Abrieron el paquete y desbordaron fajillas de 5 mil y 10 mil dólares. Junto a la cantidad anterior, en el sitio había unos 2 millones de dólares.

Una hora después, llegó Pablo, un contador encargado de lavar el dinero a través de unas casas de cambio de su propiedad. Los demás introdujeron el dinero en dos maletas de lona negra. Timbró el teléfono celular de “Jorge”.

–Ya está arreglado todo –dijo el joven a la persona con quien hablaba. Luego se despegó el teléfono de la oreja y lo acercó a Mario. –Mi ‘apá quiere hablar contigo –y le extendió el aparato.

–No puedo ir ahorita, porque  necesito levantar otro dinero. Me desocupo y agarro boleto para visitarlos en Sinaloa –explicó Mario y devolvió el celular a “Jorge”.

–Me comunico más tarde, voy a la casa de cambio – se despidió y se dirigió a Mario y a Héctor –en cuanto estén listos toman un avión a Chihuahua y, de ahí, a Sinaloa.

El contador intentó mover las maletas, pero no pudo. El guardaespaldas lo ayudó con el beliz de mayor tamaño y subieron a una camioneta Ford Expedition color verde azulado con placas de Chihuahua. Condujeron a la Casa de Cambio Coronado, en el centro comercial Plaza Real.

Sólo bajaron Pablo y Héctor con las valijas. Los demás esperaron por dos horas y medio dentro del vehículo, excepto el momento en que fueron a comprar una cerveza con mariscos para “Jorge”.

–Estoy preocupado, porque la marihuana que tenemos no la quieren en Estados Unidos, ya se está haciendo fea –dijo Mario.

–Ya viene la cortada nueva y va a salir chingona –lo tranquilizó “Jorge”.

Pablo y Héctor volvieron con una enorme sonrisa. Comentaron que sin mayor problema habían transferido un millón y medio de dólares.

“Me invitaron a una fiesta de 15 años en la capital de Chihuahua. No recuerdo la fecha exacta, pero debió ser en septiembre u octubre del año pasado”, habló el testigo protegido en referencia de 2004. En esa fiesta vi al ‘Chapo’ Guzmán”.

Sobre la mesa, los policías federales dispersaron varias fotografías sobre el escritorio en que tomaban la declaración de “Peña”. El hombre escogió una foto tomada a un hombre joven de piel blanca, cabello ondulado y castaño, vestido con una sudadera gris.

“Él es “Jorge”’, señaló en referencia de Iván Archivaldo Guzmán Salazar, el hijo del “Chapo” Guzmán quien era el hombre mas buscado del planeta.

VÍDEO: Cártel de Sinaloa lanza amenaza a Dámaso López

febrero 23, 2017 // 0 Comentarios

En un video que circula a través de redes sociales y grupos de Whatshapp aparecen cinco hombres encapuchados, vestidos de negro y con rifles de alto poder.

Uno de ellos se encuentra sentado y es quien se encarga de mandar un mensaje donde amenaza a Dámaso López de ser informante de la DEA. El hombre con voz fuerte menciona que Dámaso es un traidor y que con el Cártel de Sinaloa no va a poder, así se esconda en la Baja Sur.

Asimismo señala que Damaso López es amigo del prucurador Palemón y Ulises Contretas 
Con tus amigos el procurador Palemón y Ulises Contreras, alias el Barbas, aquí ya cantó todo el jale que ellos son los que te protegen y te esconden.

Dámaso López actualmente se debate el control del Cártel de Sinaloa con los hijos de El Chapo.

A continuación el video donde se observa la amenaza. 

¿QUIÉN ES DÁMASO LÓPEZ “EL LICENCIADO”?

Durante las últimas semanas se ha desatado una ola de violencia en Sinaloa, la cual ha sido atribuida por las autoridades a una pugna interna en el Cártel del Pacífico.

Tras la extradición del ‘Chapo’ Guzmán y la muerte de Juan José Esparragoza Moreno, ‘El Azul’, Ismael ‘El Mayo’ Zambada se convierte en el principal liderazgo del Cártel de Sinaloa.

El grupo que encabeza Dámaso López Núñez, alias ‘El Licenciado’, es el que disputa al ‘Mayo’ Zambada y a los hijos del ‘Chapo’ Guzmán el control del Cártel del Pacífico.

Dámaso López Núñez era jefe de seguridad del Penal de Puente Grande, cárcel de alta seguridad de la que ayudó a fugarse al ‘Chapo’ Guzmán en enero de 2001.

López Nuñez y un grupo de ex comandantes de la Policía Judicial de Sinaloa llegaron para hacerse cargo de la seguridad en la cárcel y propiciar un ambiente para que ‘El Chapo’, extendiera una red de corrupción que a la postre permitió la fuga.

El grupo de custodia fue llamado ‘Los Sinaloas’ y ‘La Hermandad’ y bajo la tutela de ‘El Licenciado’ todos ocuparon puestos claves en las custodia.

Gracias a ‘El Licenciado’ la estancia de El Chapo en la prisión fue más placentera, tenía fiestas con tambora a placer, drogas, alcohol, sexoservidoras, televisiones y otros servicios que eran pagados por el sinaloense en dólares.

Cuando el plan de la fuga maduró López Núñez fue removido de su cargo y se metió de lleno a la estructura de Guzmán Loera.

La relación entre Dámaso López y el ‘Chapo’ se volvió tan cercana que incluso se convirtieron en compadres: Dámaso López Serrano, conocido como el ‘Mini Lic’, es ahijado de Guzmán Loera.

AMENAZA A LOS HIJOS DE EL CHAPO

Una carta que los hijos del ‘Chapo’ enviaron a medios hace unos días, en la que denuncian un atentado por parte del grupo del ‘Licenciado, confirma la pugna en el Cártel de Sinaloa.

Al respecto, el periodista y columnista de EL UNIVERSAL, Héctor de Mauleón, desliza la hipótesis de que ‘El Licenciado’ habría llegado a un acuerdo con el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) para hacer frente a Zambada y a los hijos de Guzmán Loera.

Al respecto, De Mauleón recuerda el secuestro que los hijos del ‘Chapo’ Guzmán sufrieron en un restaurante de Puerto Vallarta en agosto de 2016.

En aquella ocasión, la Fiscalía general del Estado de Jalisco logró determinar que Archivaldo y Jesús Alfredo Guzmán Salazar fueron secuestrados por integrantes del CJNG, organización criminal que encabeza Nemesio Oseguera Cervantes, alias ‘El Mencho’.

En su columna “En tercera persona”, De Mauléon advierte lo siguiente:

“Funcionarios del gabinete de seguridad creían que los hijos de El Chapo habían sido entregados al CJNG por alguien de su propio grupo: sabían que minutos antes del secuestro un hombre que estaba con ellos abandonó el restaurante y se trasladó al aeropuerto”.

“La carta (que enviaron los hijos del Chapo) no desmentida, se diría que autentificada por la defensa de El Chapo, sugiere a las autoridades federales del combate al narcotráfico que, tras la extradición de Joaquín Guzmán, Dámaso López, el Licenciado, habría firmado un pacto para eliminar a El Mayo Zambada y a los hijos de El Chapo, y hacer una alianza entre el Cártel de Sinaloa y la organización criminal más rica y poderosa del mundo: el cártel que dirige El Mencho”.
EL PODER POR EL CÁRTEL DE SINALOA

La ausencia de Joaquín Guzmán Loera motiva la disputa violenta del Cártel de Sinaloa entre quienes pelean por asumir el cargo en la organización, dijo el secretario de la Defensa Nacional, general Salvador Cienfuegos Zepeda. Sobre el caso de Juan Francisco Patrón Sánchez, conocido como el H2 y cabeza del cartel de los Beltrán Leyva abatido en un operativo de la Marina en el estado de Nayarit, explicó que no tiene la certeza que este encabezó el ataque contra un convoy militar en Culiacán, en septiembre pasado, donde cinco militares perdieron la vida.

Consideró que los problemas de violencia que han surgido se ven asociados a la disputa que se vive entre los miembros del Cártel de Sinaloa, por suplir la ausencia de quien fue su jefe, Guzmán Loera.

Cienfuegos consideró que los últimos hechos registrados en Culiacán y Navolato, generó una percepción de inseguridad que no corresponde a la realidad.

Así fue la Fiesta de El Chapo Guzmán en el rancho de su compadre El Mayo Zambada

febrero 23, 2017 // 0 Comentarios

Resultado de imagen para el chapo de fiesta
Varias comparaciones son obligadas en torno a Joaquín El Chapo Guzmán, la primera, en enero de 2001 pudo retirarse tranquilo del penal de Puente Grande, Jalisco.

Así fue la Fiesta de El Chapo Guzmán en el rancho de su compadre El Mayo Zambada 
Porque el gobierno de Vicente Fox no lo declaró objetivo prioritario y por ende no lo buscó con interés, había elementos en contra de la administración panista, a su arribo a Los Pinos desmontó los cuerpos de inteligencia, en especial el Centro de Investigación y Seguridad Nacional (Cisen) para cobrar la afrenta de haberlo vigilado y grabado como candidato presidencial.
–No sirve para nada. Sólo se dedica a perseguir adversarios políticos –nos dijo una vez a un grupo de columnistas, ayuno de voluntad y de oficio políticos, Fox dejó correr la versión de negociaciones de su familia política para facilitar la fuga del capo.
Con Felipe Calderón tampoco le fue mal a El Chapo Guzmán.
Guzmán Loera se paseaba con plena libertad por prácticamente todo el país mientras él y su compadreIsmael El Mayo Zambada extendían su imperio por los cinco continentes.
En adición, el embate contra el crimen organizado se enfocó desde la extinta Secretaría de Seguridad Pública (SSP), de Genaro García Luna, al bando enemigo, el cártel de Los Zetas, del también extinto Heriberto Lazcano, El Lazca.
El Chapo tenía vía libre, lo cual no ha pasado con Enrique Peña.
Llegó con El Mayo en helicóptero oficial
La laxitud de los gobiernos panistas hacia Joaquín Guzmán Loera lo describe un testigo de primera.
Estudiaba en el Tecnológico de Monterrey y era compañero de grupo de un hijo de Ismael El Mayo Zambada, quien invitó a varios amigos para celebrar su cumpleaños en un rancho de su padre en la sierra mazatleca.
La cita fue para comer el viernes 19 de enero de 2001 por la tarde.
Después del cabrito y las carnes asadas, los muchachos oían música, bailaban y bebían cerveza cuando un ruido de helicóptero los distrajo y salieron a asomarse a ver de qué se trataba.
Efectivamente en ese momento aterrizaba en el jardín del rancho un helicóptero con insignias oficiales –tal vez haya alguna información en los archivos de la Procuraduría General de la República (PGR), de Arely Gómez–, al cual admiraban todos.
Se abrió la puerta y descendió un pasajero.
–Ah, es un amigo de mi papá –dijo el hijo de El Mayo Zambada en referencia a Joaquín El Chapo Guzmán y se regresó a la casa.

Si él no le dio importancia, sus amigos sí.

Pero no al recién llegado, sino al helicóptero.

Lo rodearon y el piloto se los mostró.

–¿No se les ofrece nada, muchachos?

–Sí –dijo uno de ellos-, se están acabando las cervezas.

–Pues vamos a traérselas –se ofreció el piloto, cerró la puerta y regresó media hora después con la remesa de cervezas.
Eso pudo hacer El Chapo con entera libertad en 2001 y años subsecuentes.

Ya no.
No lo pudo hacer después de fugarse el 11 de julio pasado ni lo podrá hacer en el futuro.
Estados Unidos no le dará esas facilidades.
Malova en la sucesión priista de Sinaloa
El miércoles próximo se firmará la carta donde prometerán lealtad y unidad interna los aspirantes a gobernadores de Sinaloa por el Partido Revolucionario Institucional (PRI).
Tal vez antes se oficialice la negativa de Jesús Vizcarra a ser candidato de unidad pese a tener todas las encuestas a su favor y menos enemigos a los enfrentados hace seis años, cuando lo derrotó Mario López Valdez, Malova.
Vizcarra tomó la decisión hace tiempo y la comunicó a varios amigos, entre ellos a Óscar Lara, quien de plano se abrió:
–Yo estaré contigo hasta el final. Pero si no vas, entonces le voy a entrar.
Y sí, ya figura en la lista de firmantes donde aparecen los senadores Aarón Irízar y Diva Gastélum, el diputado David López Gutiérrez, el ex diputado Heriberto Galindo…


Ah, y Quirino Ordaz, a quien ven con tanta simpatía donde se toman las decisiones y desde la semana pasada se trabaja para crearle el mejor ambiente y asegurar el apoyo del gobernador López Valdez, quien prefiere a su secretario de Gobierno, Gerardo Vargas.

VIDEOS: "Bájense o van a valer madre" gritaban los sicarios tras arribar comando armado a Villa Juárez, Sinaloa

febrero 22, 2017 // 0 Comentarios

Las camionetas con los hombres armados tenían grabadas una “x” para diferenciarse de sus enemigos

Durante la mañana de este martes camionetas de hombres armados cerraron las principales entradas de la sindicatura de Villa Juárez y fue sitiada por hombres fuertemente armados.

Navolato, Sinaloa.-La sindicatura de Villa Juárez amaneció sitiada, hombres armados bloquearon las carreteras de acceso a la comunidad, incendiaron un camión y sembraron el pánico.

Testimonios de jornaleros agrícolas que viajaban en los camiones retenidos, narraron que los sicarios paraban y bajaban a la gente de todos los autobuses por las carreteras 20, 50, la que conduce al campo pesquero Las Puentes; a Villamoros y al ejido San Manuel.

Los jornaleros, que a las 6:30 horas se dirigían al campo, después de bajar de los camiones corrieron buscando salvaguardarse, mientras los hombres armados circulaban por las calles en camionetas a toda velocidad.

“Bájense o van a valer madre”, gritaron los hombres encapuchados y armados a los trabajadores del campo, que iban en uno de los camiones, narró una mujer originaria de Guerrero que vino a trabajar a Villa Juárez.

La unidad en la que ella iba circulaba por la carretera 50, cuando observaron que había varios camiones parados y gente armada.

Por la orilla de la carretera se veía a los jornaleros corriendo rumbo al Centro de la sindicatura.
El chofer del camión se devolvió, pero los hombres armados lo siguieron y a la altura de la gasolinera ubicada en el cruce de las carreteras 20 y 50, le cerraron el paso.

Los armados subieron al camión y gritaron “bájense o van a valer madre”; “no nos vean, volteén para otro lado”, advirtieron.

Los jornaleros, cuenta, tomaron sus pertenencias y bajaron corriendo del camión. Los hombres armados los corretearon por unos metros, pero sin disparar, recuerda.

Algunos se escondieron debajo del puente del dren, que se ubica junto a la gasolinera, y otros se fueron hacía un supermercado, pero les cerraron las puertas y no pudieron entrar.

“Era mucha gente corriendo aquí (en la plazuela) por todos lados, no hallábamos dónde meternos”, abunda.

Mientras los jornaleros corrían por las calles buscando refugio, dice, los hombres armados daban vueltas “como locos” en las camionetas por las calles del Centro.

Otro trabajador del campo, iba en uno de los camiones que detuvieron por la carretera que conduce a Villamoros, a la altura de Las Amapas.

Con ellos dice, eran más de 50 hombres armados y encapuchados y a gritos les ordenaron que se bajaran.

“Teníamos que bajar con la cabeza agachada, nos dijeron que nos los podían ver, si los ve uno lo matan”, expresa.

Un veracruzano que viene al corte de chile narró que se encontraba en su casa, ubicada cerca de la gasolinera, cuando escuchó gritos por la calle.

El hombre abrió la puerta para ver qué pasaba y vio a los jornaleros corriendo por la calle con las cubetas que usan para trabajar.

“Iban todos corriendo y gritando, cuando abrí se me vinieron y me decían déjenos entrar, déjenos entrar”, dice.

En su casa, albergó a unas 15 personas menciona, que no paraban de temblar y llorar del miedo.
Los testimonios refieren que los delincuentes tenían cerradas completamente las salidas y no permitían la salida de ningún camión, justo a la hora en que salen a rumbos a los campos agrícolas.
Las unidades quedaron abandonadas en las carreteras y luego los choferes las recogieron.

Las autoridades sólo encontraron un camión en el campo San Nikos, el cual fue incendiado y otro más a la altura de campo Santa Teresa que estaba ponchado.

El hecho fue captado en una fotografía donde se aprecian dos camiones detenidos en un camino a la altura del campo Santa Teresa, en Villa Juárez, mientras un numeroso grupo de hombres armados vestidos de negro y a bordo de al menos cinco vehículos, los rodean.
1 2 3 69